(+34) 956 10 60 26
raquelfranco@icabjerez.es

El poder preventivo: Una solución en caso de posible incapacidad.

Cada vez tengo más claro que una de las funciones más importante de un abogado es la prevención. Da gusto cuando alguien me plantea buscar soluciones preventivas y eficaces a posibles futuros problemas. Sin tabúes. La historia nos ha demostrado con creces que tanto los tabúes como los prejuicios y el “qué dirán” solo nos ha perjudicado.

Desgraciadamente, esto no siempre ocurre con la administración de los bienes de nuestros mayores  y la protección previa tanto de su autonomía como de su calidad de vida en caso de incapacidad.

En España hay diagnosticadas de Alzheimer 1,2 millones de personas, sin contar los pacientes diagnosticados de otras enfermedades, tales como demencia o Parkinson, por ejemplo.

A pesar de lo anterior, sorprende la falta de previsión que podemos tener respecto de nuestro propio futuro y el desconocimiento de las medidas que se pueden tomar. No nos planteamos cómo estaremos en nuestra vejez, qué calidad de vida tendremos, y de qué autonomía dispondremos para satisfacer nuestras más elementales necesidades.

Cuando se está aún en pleno uso de sus facultades mentales, la solución más rápida, económica y efectiva es otorgar ante notario un poder preventivo que subsista incluso en caso de incapacidad del poderdante.

¿QUÉ ES UN PODER PREVENTIVO?

Un poder notarial preventivo es aquel documento notarial que permite a una persona designar a otra para que actúe representando sus intereses en caso de que llegase  a carecer de la capacidad necesaria para manifestar su voluntad.

VENTAJAS DEL PODER PREVENTIVO EN CASO DE INCAPACIDAD

Una de las grandes ventajas de otorgar un poder preventivo  es que permite gestionar el patrimonio de la persona con incapacidad sin tener que acudir al procedimiento de incapacitación judicial.

Al otorgarle poder notarial preventivo, su ser querido no está renunciando a su derecho para tomar decisiones, más bien está asegurando que alguien en quien confía pueda tomarlas en su nombre cuando él no pueda hacerlo, por haberle sobrevenido una incapacidad.

De esta forma, las personas a las que se ha dado el poder, podrán vender bienes para costear gastos médicos o la adaptación de la vivienda para garantizarle una mejor calidad de vida. También podrán llevar a cabo cualquier tipo de negocio jurídico, cobros, pagos, gestionar trámites, aceptar herencias, etcétera. Todas están facultades pueden limitarse y además el poder puede ser revocado en cualquier momento.

El tipo de poder preventivo más usual es el poder preventivo con subsistencia de efectos en caso de incapacidad. En este caso,, el representante podrá hacer uso del poder desde el momento de su otorgamiento, o desde la fecha que se especifique en el mismo, sin necesidad de esperar a que el poderdante sufra ningún estado de incapacidad. Este tipo de poder preventivo subsistirá cuando la incapacidad del poderdante se produzca.

EL PROCEDIMIENTO JUDICIAL PARA DECLARAR LA INCAPACIDAD

Si la persona ya no está en pleno uso de sus facultades mentales, ya no podremos otorgar poder preventivo, tendremos que acudir a un procedimiento de incapacitación judicial, para limitar su capacidad de obrar y, en su caso, nombrar un tutor.

La media nacional de duración de este procedimiento, según el lugar donde se plantee, ronda los ocho meses y el coste es bastante mayor que el otorgamiento de un poder notarial.

Además, para iniciar el procedimiento deberá demandar al familiar que se pretende incapacitar, cosa que hace que muchas personas lo consideren una “traición” a su ser querido.  El procedimiento conlleva, entre otros, un trámite de audiencia de los familiares más próximos, el examen del presunto incapaz por el Juez y un dictamen pericial médico o la prueba pericial médica.

A veces, es necesario iniciar este procedimiento, pero otras, el poder notarial puede ser una perfecta solución que siempre aporta mucha tranquilidad a los familiares y, sobre todo, seguridad y protección al poderdante en sus últimos años de vida.

Si quiere más información, no dude en contactar en los datos que aparecen en la web y le atenderé sin ningún compromiso.

Dejar un comentario